Si tienes un sueño en mente, es el momento de emprender

  • Home
  • BLOG
  • Si tienes un sueño en mente, es el momento de emprender

¿Recuerdas la historia de Juan José? Estuvimos hablando de él hace poco y de cómo tuvo una idea de negocio gracias a una necesidad propia que le hizo darse cuenta de que esa necesidad era algo común en su ciudad y encontró una forma de satisfacerla. Luego su idea se convirtió en el sueño de una empresa y decidió emprender, junto con su amigo David.

Ambos, con mucho esfuerzo y con pocos recursos, comenzaron su empresa a través de una página web en la que comenzaron a ofrecer sus servicios que, al cabo de un tiempo, se hicieron cada vez más demandados, hasta que comenzaron a crecer.

7 pasos para el emprendimiento

Si estás leyendo esto, seguramente en este momento tienes una idea en mente que quisieras capitalizar y para eso, hay varios pasos que tienes que seguir:

  1. Organiza tus ideas y ponlas por escrito, de esa manera será mucho más fácil para ti realizar el siguiente paso.
  2. Haz un plan de trabajo: si ya tienes clara cuál es tu idea, entonces ahora tienes que trabajar por ella.
  3. Identifica tu público: seguramente tu idea de negocio tendrá un nicho específico y serás más exitoso en la medida en que puedas identificar bien cuál es ese público.
  4. Haz tu página web y tus redes sociales: toda empresa exitosa hoy en día tiene presencia en la web porque hay una premisa básica que podríamos llamar la premisa de la era digital: “lo que no está en Internet no existe” así que si realmente quieres “existir” para el mundo, debes tener una página web. Contrata un plan de hosting que esté diseñado para emprendedores y que se adapte a tu presupuesto inicial, en realidad es mucho más económico que alquilar unas oficinas que además tendrás que amoblar.
  5. Háblale a tu público: si tu idea de negocios, por ejemplo, es un hogar de cuidado para perros, nada haces haciendo publicaciones para ancianos o para recién nacidos. Tus publicaciones tienen que estar orientadas a los dueños de las mascotas que generalmente no pueden estar todo el día con ellas porque trabajan o porque sus ocupaciones no se lo permiten.
  6. Usa el marketing digital o marketing de contenidos para promover tu negocio: ya te dijimos que es muy importante que le hables a tu público objetivo en tus publicaciones y precisamente de eso, de las publicaciones y los contenidos que publicas, se trata el tema del marketing digital. Si no tienes mucha experiencia siempre es mejor pedir la asesoría de expertos.
  7. Las redes sociales no venden: Hay un falso mito que se ha corrido de que al crear un perfil en las redes sociales ya la gente va a conocer tu producto, y esto no es así. Si quieres que tu producto sea conocido y quieres generar conversiones, tienes que tener una estrategia para eso, y acercarte a las emociones de tus posibles clientes, hablarles directamente a ellos, sobre sus miedos y como pueden resolverlos, ese es el tipo de cosas que están buscando.

Un ejemplo básico de estos 7 pasos

Supongamos que te gusta mucho viajar y un día en uno de tus viajes descubriste que tienes la posibilidad de abrir una posada en un lugar que te gustó muchísimo, llamémoslo “Isla soñador”.

Regresas a tu ciudad y comienzas a hacer tus planes, tienes que comprar una casa (o alquilar) en la isla, acondicionarla para que sea una posada, pones fechas para las cosas y te estableces una meta. Cuando ya tienes todo el lugar listo, lanzas tu página web, para darle presencia en internet. Tu objetivo con esa página es que la gente conozca tu posada y la visite la próxima vez que vaya a Isla Soñador.

Haces una investigación entre agencias de viajes y páginas similares a la tuya, de quienes son las personas que están visitando la isla, de donde vienen, cuáles son sus edades, si vienen en familia o en pareja y, con la ayuda de un especialista en marketing de contenidos, comienzas a hablarle a esas personas a través de tus publicaciones en las redes sociales, haciendo una estrategia que permita que realmente ese público te conozca y te visite.

¿Parece sencillo?

En realidad, visto así como te lo hemos descrito, parece muy sencillo, pero no lo es tanto. Como todo emprendimiento requiere dedicación, trabajo, tiempo y esfuerzo. Lo mejor de todo es que, dependiendo de tu tipo de negocio, si decides emprender por internet, los costos serán mínimos, con lo cual podrás obtener grandes resultados económicos con una inversión muy pequeña.

Pero recuerda que, aunque la inversión sea pequeña, debe ser una inversión acertada. Todo en la vida tiene una razón de ser y ya vimos en artículos anteriores que es muy importante contar con un servidor rápido en tu web porque de esa manera es que los consumidores potenciales se quedarán en ella a comprar tus productos o contratar tus servicios.

Es importante contar con la ayuda de expertos

Si no quieres que tu sueño se convierta en una pesadilla, entonces es mejor que hables con personas especializadas en cada una de las áreas que tu emprendimiento implica, por ejemplo, si es la posada, es importante que hables con especialistas en el ramo de hotelería y turismo y que investigues muy bien sobre el tema.

Si tu emprendimiento es un negocio online, entonces busca la asesoría de expertos en marketing digital y no intentes hacer por ti mismo cosas que posiblemente no te den los mismos resultados que haciéndolo con una estrategia específica.

¿Qué te pareció este artículo? ¿Ya decidiste emprender tu propio negocio? ¡Queremos escucharte!

Si quieres más información y asesoría sobre nuestros planes y servicios puedes contactarte con nosotros y con gusto te ayudaremos a escoger el plan de hosting administrado más adecuado para ti.